Los Pelos de la Mula: Omisiones mortales

¿Quien lanza la primera piedra?

Nota publicada el 6 de mayo de 2011
por Elizabeth Vargas

El asesinato de una mujer y cuatro menores de edad la madrugada del martes 3 de mayo en la Invasión de la cañada del Ángel de la Guarda, es una de las mas vergonzosas cadenas de omisiones que autoridades de los tres niveles de gobierno han protagonizado en Ensenada.

Independientemente del móvil de este cruel asesinato, (Uno de los peores de los que ha sido testigos nuestra ciudad, solo comparable con la matanza del El Rodeo) , hay en él una demostración clara de lo que ocurre, cuando la autoridad omite el cumplimiento de la ley, no solo la que a ella le toca, sino la que le corresponde a los demás.

Porque sostengo esto, simple.

La cañada del Ángel de la Guarda, es por si misma, una de las zonas de mas alto riesgo de nuestra ciudad y su invasión tiene autores, quienes a cambio de “dar” mediante una módica lana y votos tierra ajena a decenas de familias, no les ha importado que estas corran un riesgo inminente.

Los nombres de estos son Armando Reyes hoy Regidor y representante del PT en el Estado y el otro Ramiro Orea uno de los mas conocidos vividores sociales quien a pesar de tener pendientes averiguaciones previas sigue gozando de impunidad oficial.

Los siguientes omisos en esta historia son las autoridades federales, en este caso la Comisión Nacional del Agua, quien a pesar de observar como este asentamiento como muchos otros se hicieron al borde o dentro de uno de los cauces que nutre el Arroyo el Aguajito, no hicieron valer la ley de inmediato sacando a esas familias del lugar, permitiendo incluso que se rellenara buena parte del cauce.

Otra omisión es de los ayuntamientos pasados, de Cesar Mancillas y Pablo Alejo López, quienes observaron como crecía ésta y otras invasiones, como Las Rocas o la Carlos Salinas, en donde los cauces se han rellenado de escombro, por parte de recicladoras y empresas ante la complacencia de todos.

Se los señalaron en su momento Protección Civil, Bomberos, el IMIP incluso, pero nadie les hizo caso. (Electoralmente no era conveniente)

No puede faltar en esta cadena de omisos la Procuraduría General de Justicia del Estado, cuyos Agentes del Ministerio Público tuvieron en sus manos las primeras cuatro averiguaciones previas de incendios en la misma zona, (unos meses después que una mujer desenterró a su hijo, asesinado por malandros) y fueron incapaces de notar que algo muy grave estaba ocurriendo de nuevo.

Que los agentes del Ministerio Público en las agencias receptoras no sean capaces de notar cuando algo raro ocurre, indica que la burocracia de llenar los formatos con las declaraciones de una tragedia, ya no les mueve alguna fibra ni les generan dudas y eso es grave.

Por si fuera poco, ni los policías municipales ni los bomberos fueron capaces de advertir que algo no era normal, los incendios, las amenazas, la enorme compraventa de drogas en el área que se suma a problemas de violencia intrafamiliar y pobreza extrema debió encender la alarma.

¿Quién mas? los responsables de la política de desarrollo social y la Secretaría General de Gobierno, ellos pudieron anticipar que algo andaba mal, pero no lo hicieron.

¿Por qué? Muy simple, para casi todos estos actores, hace mucho que la sociedad dejo de tener rostro. Los pobres, son simplemente materia electoral reutilizable y excepto que como este caso, sea la indignación social la que esta pidiendo justicia, a lo mas que llegarán, será a detener a los homicidas materiales, pero el problema de fondo va permanecer.

Comparte en tus redes sociales favoritas: Bookmark and Share

Regresar  Imprimir Enviar por email

Derechos Reservados 2020. Se permite la reproducción de la nota citando la fuente

 
Escríbenos: contacto@tdm.ensenada.net
|
Teléfono Ensenada.Net: 01 (646) 177 8964
| Ensenada.net es presentado por : TDM